Una nueva evolución en el lenguaje cromático del director creativo de Carolina Herrera, Wes Gordon, con nuevos experimentos en la combinación de colores por bloques que ponen el foco en formulas potentes y sorprendentes.

El look de maquillaje evoca esta estética y se inspira en la historia del arte pop: tres retratos serigrafiados de Carolina Herrera que el legendario artista Andy Warhol creó a finales de los setenta, y que muestran a la joven diseñadora con labios rojos candentes y sombras de ojos coloridas – un look atrevido recreado por el maquillador Sam Visser.

En una versión literal, los párpados de las modelos lucían saturados con una capa de sombra de ojos
violeta, turquesa o rosa, rematada con varias capas de la máscara Fabulous Eyes Waterproof 01 de
Herrera Beauty, que proporciona 24 horas de máxima definición y volumen.

Los emblemáticos labios rojos se recrean con la barra de labios efecto mate Fabulous Kiss en el tono Carolina Red 310, el más característico de la casa. Su fórmula duradera, que proporciona el máximo color con una única aplicación, presenta un acabado empolvado, aterciopelado y de alta intensidad con pigmentación que proporciona cobertura completa.

Por último, el look se remata con un toque del iluminador en textura de crema a polvo Fabulous Skin Highlighter en el tono Rosé Hour 02, que aplicado en los puntos prominentes del rostro genera un sutil brillo que parece emanar de la propia piel. Un icono de la cultura pop traducido en un look de
maquillaje perfecto para la vida moderna.