Cierta preocupación y alarma entre vecinos y bañistas de la playa de Torreguadiaro por la aparición de un posible vertido de aguas fecales en la zona de La Calita, justo bajo las reconocidas torres. Una problemática que prácticamente es ya cíclica en varias ocasiones al año y que se trata de un problema de infraestructura que ya le ha costado, según todos los indicadores, durante dos veranos consecutivos la ausencia de la Bandera Azul.

Desde primera hora de la mañana eran muchos los residentes y usuarios habituales de esta zona de la playa los que denunciaban el constante “río de vertidos” que aparecían desde la arena, procedentes de una tubería, en dirección al mar y la zona de la orilla, siendo éste área una de las más concurridas y más frecuentadas de toda la playa de Torreguadiaro.

Quejas que durante todo el día no han cesado en la zona, en toda la barriada y por supuesto en las diferentes plataformas digitales y grupos de Redes Sociales. Como se puede apreciar en el vídeo e imágenes que ilustran esta información, se aprecia perfectamente la “balsa” que deja cuando se estanca el agua en la arena procedente de dicho vertido.

Hace tan sólo una semanas, desde el Consistorio sanroqueño y con motivo de la entrega de las Banderas Azules a distintas playas del municipio que la no recuperación de la bandera azul que ostentaba la playa de Torreguadiaro se debe a un problema de saneamiento que “no depende del Consistorio, sino de la empresa mancomunada Arcgisa, y que se ha pedido la reparación en reiteradas ocasiones”.