La Revista de Sotogrande te da cinco pautas nutricionales con las que la recuperación tras tus entrenamientos será más efectiva; ¡toma nota!

1. Consume alimentos cuyas grasas sean saludables tanto monoinsaturadas como polinsaturadas, necesarias en la dieta de todo deportista con una elevada pérdida energética.

2. Busca proteínas vegetales de alto valor biológico, pues ayudan a combatir la reducción de masa muscular.

3. Toma alimentos ricos en Vitamina B1 o tiamina, Riboflavina o Vitamina B2, Piridoxina o Vitamina B6. Intervienen en las reacciones del organismo para obtener energía y contribuyen a reducir el cansancio y la fatiga.

4. Añade alimentos con magnesio. Este mineral está relacionado con los procesos de transmisión neuromuscular, el balance electrolítico y la liberación de energía. También contribuye a la disminución del cansancio y de la fatiga, y facilita la recuperación para entrenar al día siguiente.

5. Toma antioxidantes, para proteger el organismo frente al daño oxidativo que pueden producir los radicales libres ocasionados por los entrenamientos intensos tras el confinamiento.